miércoles, 18 de diciembre de 2013

MILLONARIA A LOS 25 AÑOS

Me ha llamado mucho la atención un artículo que he leído en el periódico EL MUNDO. Habla de una joven que en el año 2009 tenía 25 años, estaba embarazada de 4 meses (supongo que un embarazo no deseado) y que su novio la había dejado poco después de embarazarla. Mallorquina y administrativa en una empresa.
Hasta aquí nada diferente de lo habitual… una joven madre soltera que se enfrentaba a la difícil tarea de sacar adelante a un hijo y que tuvo el coraje de defender la vida de su hijo por encima de otras consideraciones.
Esta joven jugaba a la lotería de Euromillones a través de una casa de apuestas por Internet y en ese momento tan complicado donde supongo que estaría muy agobiada, sucedió algo inimaginable: le tocó el mayor premio de la historia en la lotería…126 millones de euros.
La noticia me ha llamado mucho la atención por diversos motivos: desde la parte entrañable de la historia por sus circunstancias personales, pasando por los aciertos y desaciertos de la joven, la irresistible tentación de imaginar, la gestión que la joven hace del dinero y hasta el contraste político con otras noticias del mismo periódico. Vayamos por partes.

jueves, 5 de diciembre de 2013

FISCALIDAD A FINAL DE AÑO

Hoy vamos a tratar de dar una parte fundamental en el buen inversor prudente: la parte fiscal. Comenzaré con un asunto simple relativo a entender la diferencia entre los dos tipos de tributación que hay en Hacienda. Luego pasaré a la importancia de vigilar la antigüedad de las acciones que vendamos.

Por último explicaré un hueco que tiene Hacienda en su última vuelta de tuerca fiscal con efectos 1 de enero de 2013 y que puede aprovecharse especialmente por los que tengan marginales elevados y ahorro disponible.
1.- Tipos de tributación en el IRPF:
Como todos sabréis en la declaración de Hacienda hay dos partes claramente diferenciadas: la parte General y la parte del Ahorro.
En la parte General se suman las rentas del trabajo, los rendimientos de actividades económicas… y desde el uno de enero también las ganancias y pérdidas patrimoniales obtenidas por compra-ventas de menos de un año. Toda esa base (base imponible general) tributa en los tramos habituales según la renta que tengas y la Comunidad Autónoma donde residas.
En la parte del Ahorro tributan los rendimientos del ahorro (cuentas, depósitos, etc…), los dividendos y las ganancias y pérdidas patrimoniales obtenidas por compra-ventas de más de un año. Toda esta otra base (base imponible del ahorro) tributa a un tipo fijo del 21% (si forma parte de los primeros 6.000 € que recibimos dentro de la base del ahorro), 25% (hasta los 18.000 € siguientes) y 27% (a partir de 24.000€).